La pérdida de participación de mercado frente a otros competidores turísticos mexicanos llevó a la creación del Consejo de Promoción Turística de México (CPTM) hace muchos años, y la misma necesidad surge cuatro años después de que fuera liquidado por el actual gobierno.

El senador Ricardo Monreal, el «cuello de botella» del presidente Andrés Manuel López Obrador, que parece más alejado de su «corazón» de buen «hijo rebelde», no se cruza de brazos mientras lo atropellan como una apisonadora.

Por ello, está trabajando con un grupo de especialistas para revisar la situación de varios sectores clave para la economía mexicana.

El turismo es uno de ellos, y Alejandro Rojas, extitular de Turismo de la CDMX, invitó a Juan Carlos Arnau, quien recientemente dejó la subdirección de Administradores Portuarios Integrales (API) de Fonatur, y a Luis Eduardo Rosa, exitoso exsecretario de Turismo. escribir un documento de debate sobre el futuro del turismo.

En el proyecto nacional, la iniciativa 3 del capítulo de turismo establece:

“Además, explorará la posibilidad de contar con un organismo descentralizado que reciba financiamiento público y privado e impulse la inversión en la materia, y coordine los esfuerzos de los países en torno a la marca país como destino turístico de clase mundial. Esta organización se denominaría Destino México, la cual retomará funciones de promoción e implementará una verdadera estrategia de captación de mercados con un manejo adecuado de la marca e imagen del país, tomando la iniciativa en la creación de contenidos digitales, impresos, filomográficos, televisivos, editoriales, museísticos entre otros. muchos otros canales para articular un mensaje consistente de la imagen del país en el mundo. Destino México se financiará con el 60% del DNI (sic) vigente, el cual se verificará para equipararlo con las tarifas de otros países, permitiendo mayor recaudación, rotulación para Destino México y el Instituto Nacional de Migración (INM)”.

Monreal convoca a un grupo más amplio de expertos en la materia para iniciar un segundo debate que dará lugar a una propuesta más estratégica.

En la promoción, que es uno de los 30 temas importantes, surgen muchas dudas:

¿Por qué el 60% de lo que en la última etapa era derecho de no residente (DNR) cuando podría ser un número que se puede determinar de manera flexible en función de requerimientos específicos y aportes de otros actores en la materia?

Tampoco dice nada sobre el nombre de su empresa; sobre cómo involucrar efectivamente a los empresarios turísticos, e incluso sobre la posibilidad de apoyar destinos clave en lugar de la marca país.

Pero lo importante es que Monreal ha iniciado un debate político sobre el turismo que debería estar en todas las campañas; De lo contrario, el futuro del Ministerio de Turismo será su liquidación o quedará como el «jarrón astillado» en el que ha pasado ahora.

divisadero

turismo de lujo. El Mercado Internacional de Viajes de Lujo de América del Norte (ILTM) comienza hoy, con buenas y malas noticias.

La buena noticia es el aumento notable del turismo de alto gasto producto de la pandemia, y la mala noticia es que la ILTM se mudará a las Bahamas en 2023 luego de 10 ediciones que se llevaron a cabo en Mayakoba en la Riviera Maya.

Es precisamente la fortaleza y los recursos para competir con otros destinos lo que explica por qué México está perdiendo grandes eventos como este.

por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *